El Grupo de Cine surge como grupo de producción, distribución y reflexión en torno al fenómeno audiovisual. Es una interacción contra el surgimiento de los llamados multimedios sino en el carácter unidireccional de los mensajes audiovisuales cada vez más enfocados en su expresión publicitaria y su eficacia política.
Reproducir sujetos de mercado, tamizar, fragmentar y diluir las reacciones de aquellos que quedan afuera del mismo y lógicamente se ven empujados a la lucha parece ser el papel del aparato audiovisual.
Llevar un mensaje “tranquilizador” convertir a la TV en un chaleco de fuerza electrónica para aquietar cualquier forma de locura.
Esta omnipresencia de la tele con sus cientos de canales de cable ha subsumido también al mercado cinematográfico reducido a ser un péndice de la misma.
Aquellos que estudian cine o intentan hacerlo se ven empujados a este gigantesco embudo donde solo unos pocos pasan, mientras la mayoría se amontona en el limbo de la desocupación o la falta de esperanza y de proyectos.
Estas carencias son económicas pero fundamentalmente son existenciales. Formarse para la ficción con un sistema que “vende” una sociedad, un producto, que solo ofrece papeles de extras y ad-honorem.
Nuestro grupo retoma experiencias grupales de corrientes independientes, que se separan de la masificación mediatica. Creemos que estas experiencias marcan un camino que hay que recorrer. Cuando el poder económico cierra toda posibilidad de desarrollo artístico, la única salida es ligar la experiencia productiva audiovisual a la de aquellos que enfrentan este sistema.
Poner las cámaras del lado de los que luchan y buscar entre y junto a ellos los destinatarios de estas producciones .
Nos organizamos para producir, imponiéndonos colectivamente a la falta de medios, y crear canales de distribución alternativos que ayuden a mostrar nuestra producción independiente y sin limitaciones.